La idea parte por un deseo personal y profesional de convertir un espacio con mucho encanto, en otro aún más atractivo y acogedor donde poder disfrutar de una ciudad con mucha historia. Se sitúa en las proximidades de la orilla izquierda del río Najerilla, en su casco antiguo, en un edificio del S.XVII totalmente reformado y restaurado con sumo gusto y cuidado, para convertirse en un hotel con todas las comodidades.

El hotel Duques de Nájera dispone de 15 habitaciones con baño completo de ducha/bañera, gran espacio y mucho cuidado en la decoración.

Además dispone de aire acondicionado, climatización, calefacción, teléfono, fax, Internet, caja fuerte, despertador. Habitaciones insonorizadas. Disponibles habitaciones adaptadas para minusválidos y no fumadores. Instalaciones: Salón TV, garaje, servicio de habitaciones, bar y sala de desayunos. Situación: en el centro de la ciudad, a 25 km de la estación de ferrocarril y a 35 km del aeropuerto.